Un pueblo de Cuenca, ejemplo de limpieza gracias al sistema de retorno de envases

Almonacid del Marquesado, un municipio de Cuenca con apenas 500 habitantes es desde hace 20 días el pueblo más limpio de España; justo el tiempo que hace que la asociación Retorna inició allí una prueba piloto para demostrar que con los sistemas de devolución de envases la basura en campos y cunetas será Historia.

 

Su alcalde, Álvaro Martínez, ha estado hoy en el Jardín Botánico de Madrid para celebrar el primer cumpleaños de Retorna, una asociación integrada por una veintena de organizaciones ecologistas, sociales y sindicales, que promueve la implantación de Sistemas de Depósito, Devolución y Retorno (SDDR) con los que se han logrado tasas de reciclaje cercanas al 100% en otros países europeos.
El alcalde de Almonacid del Marquesado conoció la iniciativa a través de una de las fundaciones que integran Retorna, Global Nature, y junto a ciudadanos y comerciantes decidieron someterse a una prueba piloto para comprobar la repercusión que tendría la implantación de un SDDR durante un mes (del 30 de noviembre y al 31 de diciembre).
Desde hace 20 días, cada vez que sus vecinos devuelven un envase a alguno de los tres comercios del pueblo reciben 5 céntimos.
¿El resultado? “Residuo cero desde la primera semana de aplicación del sistema; desde entonces no se ha visto ni un sólo envase en la calle y los servicios de limpieza no vacían las papeleras con tanta asiduidad”, dice Martínez.
El alcalde de este municipio, situado a poco más de cien kilómetros de Madrid, agrega que los niños han sido los más implicados en la campaña y que han recogido todos los envases abandonados para canjearlos por dinero; aunque los mayores “también están juntando envases en casa y los comerciantes están muy contentos porque tienen más gente en sus tiendas”.
Al término de la prueba, Retorna efectuará un estudio del ahorro de emisiones contaminantes que se ha producido en el pueblo durante este mes de prueba; y es que en la asociación están convencidos de que el SDDR “reduce a la mitad las emisiones de CO2 por tonelada de envase procesada”.

14.000 NUEVOS EMPLEOS
Aparte de esa menor contribución al cambio climático, el presidente de Retorna, Domingo Jiménez Beltrán, señala que el SDDR permite “recoger envases de forma limpia y selectiva sin mezclarlos con otros residuos, implicar al consumidor en el proceso de recuperación o evitar el despilfarro de recursos naturales“.
Un estudio de CCOO ha demostrado, además, que la instauración del sistema de retorno de envases en España generaría 14.000 nuevos empleos en una primera fase, al margen de que campos, plazas y demás espacios públicos “querían libres de estos dañinos residuos”, añade Jiménez Beltrán.
En esta línea, Retorna promoverá que a la hora de transponer la nueva Ley de Residuos, las Comunidades Autónomas se decidan a implantar el SDDR, una opción que contempla la norma, de modo “que en 2012 los sistemas de retorno de envases sean una realidad en España“.
De momento, los vecinos de Almonacid del Marquesado están decididos a que lo sea en su pueblo más allá de la prueba piloto, al igual que ocurre “con éxito” en más de 40 países de todo el mundo.

 

EFE