Riegos de Levante descontamina de sales un embalse de El Hondo

La evacuación de agua salina acumulada en el pantano de Poniente, algo que no se había hecho en casi 100 años, permitirá una mejora agrícola y ambiental

E. D. G.Los intereses medioambientales y agrícolas del Parque Natural de El Hondo avanzan ahora unidos, tras años de desencuentros entre la Administración autonómica y los propietarios de los embalses. Estas disputas tocaron fondo en el año 2009 con el acuerdo firmado entre la Generalitat y la Comunidad Riegos de Levante Margen Izquierda del Segura.

Por ello, desde el miércoles, uno de los puntos recogidos en el documento se ha podido llevar a cabo gracias a la construcción de una tubería, de unos 200 metros de longitud, que ya está permitiendo vaciar el embalse de Poniente para su descontaminación de sales. El vertido está arrojando unos 200 litros por segundo al azarbe del Convenio Nuevo, que trasladará el agua al mar. Dos tuberías de 1,20 metros de diámetro cada una está permitiendo el vaciado del embalse.

La medida permitirá mejorar la calidad del agua del embalse de Poniente que ahora, por la salinidad acumulada durante casi un siglo, no puede ser utilizada para riego perdiendo su función principal de proporcionar caudales a los agricultores. Se mejorará al igual las condiciones ambientales para rica fauna que alberga el Hondo y se crearan condiciones para el futuro proyecto agroturístico que está siendo elaborado por la entidad de regantes para dar a conocer los valores del parque natural y de la agricultura asociada.

Otra incidencia positiva será en caso de que se produzcan epidemias, como brotes de botulismo, ya que al poder vaciar el embalse se contribuirá a su eliminación evitando la muerte de miles de aves.

San Felipe Neri
El portavoz de Riegos de Levante, Ángel Urbina, calificó ayer el vaciado medioambiental del embalse regulador de Poniente de “hecho histórico”. “Desde que fueron excavados manualmente , desde principios del siglo pasado, para almacenar el agua elevada desde el río Segura el pantano nunca se había limpiado de sales al carecer de un desagüe” subrayó Urbina.

Para llegar a este momento, además del acuerdo firmado entre la Generalitat y los regantes, ha sido necesario contar con la autorización del Sindicato de Regantes de San Felipe de Neri, propietario de azarbe. También por la ejecución de las obras de construcción de una tubería de unos 200 metros de longitud que ha permitido unir el embalse de Poniente con el azarbe, tras una inversión de 200.000 euros costeados por la Generalitat. “Esta obra es vital para el mantenimiento de El Hondo como embalse de regulación de riego y para conservar el ecosistema evitando la acumulación de sales” indicó Urbina que agradeció a los regantes de San Felipe Neri “su comprensión” para dejar verter las aguas salinas. También agradeció a la consellera de Agricultura, Maritina Hernández y a los responsables de la Consellería de Medio Ambiente, entre ellos al ex director general del Agua, Mariano Benlliure, su implicación en este proyecto.

La operación de limpieza de sales del Embalse de Poniente, una vez que se cuenta con infraestructura adecuada y lugar de vertido, consiste en verter agua sin contaminación de sales desde el embalse de Levante al de Poniente por gravedad, para que se generen los caudales necesarios para arrastrar las sales depositadas en el segundo embalse hacia el azarbe del Convenio Nuevo.

Trasvase ecológico
Hasta el momento, según explica Urbina, se han trasvasado de uno a otro embalse un caudal ambiental de tres hectómetros cúbicos que facilita la limpieza del embalse de Poniente. Éste tiene una capacidad de almacenaje de nueve hectómetros cúbicos.

Se calcula inicialmente que se tardará entre dos y tres meses en finalizar el vaciado del embalse de Poniente. Ello dependerá de la cantidad de lluvia que se registre el próximo otoño y de los caudales que circulen por el azarbe. Los responsables del Sindicato de Regantes de San Felipe de Neri serán quienes decidan la cantidad de agua que se evacua al azarbe de su propiedad.

Coexistencia de los distintos intereses
El documento “acuerdo de voluntades” entre la Conselleria de Medio Ambiente y Riegos de Levante Margen Izquierda fue firmado en febrero de 2009 por el entonces conseller, Jose Ramón García Antón, y el presidente de los regantes, Manuel Serrano. Ambas partes, en el apartado de compromisos, reconocían la importancia estratégica del Hondo como humedal y de su valor estratégico como reserva de agua para uso agrícola. Por ello se comprometían a establecer de manera consensuada una gestión para garantizar la coexistencia de los usos de riego y los valores ambientales. Uno de los aspectos que recogía es el vaciado del embalse que se ejecuta ahora.

Fuente: Diario Información 1/9/2012