El parque móvil cae en Elche por tercer año consecutivo

La crisis ha hecho que se potencie el uso de la motocicleta, que es la única categoría que crece, con 402 más, hasta llegar a las 12.907. Latour alerta de que se ha detectado una fuga de contribuyentes a poblaciones con un impuesto más barato.

La crisis económica está causando estragos en los maltrechos bolsillos de las familias ilicitanas, hasta el punto de que, por tercer año consecutivo, el parque móvil ha sufrido durante este ejercicio una nueva caída que porcentualmente se traduce en un descenso del 1,26%, mientras que en 2012 ya se produjo una desaceleración cifrada en el 0,94%. En cifras absolutas, la bajada de 2013 se traduce en 1.870 vehículos menos, de forma que se queda en 145.978 frente a los 147.848 del año anterior, según los datos que maneja el Ayuntamiento.

La diferencia a la baja en 1.870 unidades, lógicamente, también ha tenido incidencia en el número de recibos que se han girado del impuesto de vehículos, que salieron al cobro el pasado 4 de marzo y se podrán pagar en periodo voluntario hasta el 10 de mayo. De hecho, se han emitido 141.882 facturas, 1.858 menos que en 2012, lo que supone un 1,29% menos, mientras que, a efectos de recaudación, las cifras han caído en 257.392,87 euros y se queda en 13,6 millones de euros lo que está previsto que se cobre por este tributo.

Por medios de locomoción, la única categoría que experimenta un crecimiento este año es la de las motocicletas, que llega a las 12.907, 402 más que en 2012; aunque, como contrapartida, descienden las motocicletas en 355 y se quedan en 9.329. Mientras, los turismos censados este año alcanzan los 112.223, con 1.614 menos que en el ejercicio pasado; y también sufren pérdidas los camiones con 7.413 registrados, lo que significa 118 menos; y los tractores, con 2.877 y 158 menos.

Precisamente el concejal de Hacienda, Manuel Latour, también atribuye estos datos a la coyuntura económica actual: “La crisis también hace que la gente utilice menos el coche, aunque, a cambio, usa más la moto, porque aquí tenemos un clima magnífico, y las motos son más baratas, consumen menos, pagan menos impuestos y menos seguro, y se llega antes a cualquier sitio”.

Por otro lado, el edil precisa que, en los últimos años, se ha detectado una “fuga” de contribuyentes a poblaciones del entorno, como Santa Pola, Crevillent o Alicante, que tienen un impuesto de vehículos más barato, aunque reconoce que es muy complicado dar cifras en este sentido porque no hay estudios al respecto. En cualquier caso, sí incide en que “Elche tiene el impuesto más caro de toda España y, por ello, tan pronto como tengamos controlada la situación, lo bajaremos, si podemos de cara al próximo año, pese a la parábola del endeudamiento que tenemos todavía y aunque el tope que nos hemos fijado es el año 2015”. En esta línea, reconoce que en la decisión que se tome serán decisivos los resultados de la liquidación del ejercicio pasado, aunque afirma que, “a falta de los datos definitivos, va a ser positiva por primera vez desde el año 2008”.

Por otro lado, la tasa de entrada de vehículos también ha salido al cobro hasta el próximo 10 de mayo, aunque con un “saldo” positivo. En este caso, la cifra de vados ha pasado de 4.384 a 4.427, con 43 placas más, lo que a efectos recaudatorios se traduce en 4.341 recibos -86 están exentos por pertenecer a centros escolares o edificios públicos, por ejemplo- y 1,1 millones de euros que está previsto que se cobren, 21.870 euros más que en el año 2012.

El número de coches se queda en 112.223 este año (1.614 turismos menos). También cae la cifra de autobuses, camiones, ciclomotores, remolques y tractores este ejercicio.