El Hondo se queda aislado tras estar dañado e inservible el canal principal

Corrimientos de tierras y roturas por las intensas lluvias de hace unas semanas dejan el cauce sin servicio para impulsar o desaguar agua.

Riegos de Levante ha dado a conocer que su canal principal, por el que puede desaguar y también elevar agua desde y hacia El Hondo, está prácticamente inservible. El motivo es que al impulsar agua de los azarbes de San Fulgencio, para que esta localidad no sufriera severas inundaciones a raíz de las torrenciales lluvias de hace quince días, el canal se ha visto afectado por varios corrimientos de tierras.

La antigüedad del propio canal, que data de 1918, y la intensa fuerza del agua en diversos puntos, han provocado varios derrumbes y destrozos en este cauce, a lo largo de un tramo de unos dos kilómetros.

Ante esta situación, Riegos de Levante advierte que El Hondo se ha quedado prácticamente aislado, y que, en el caso de que se produzcan precipitaciones tan copiosas como las últimas, no podrá volver a embalsar agua de los azarbes de la Vega Baja y, por tanto, cabe la posibilidad de que incluso el casco urbano de San Fulgencio se inunde.

En este punto, el portavoz de Riegos de Levante, Ángel Urbina, señaló ayer que los destrozos pueden superar los 1,5 millones de euros, dinero que no tiene la entidad de riego tras recordar que impulsó las aguas en solidaridad con el municipio de San Fulgencio. De hecho, estas aguas impulsadas se mezclaron con las embalsadas durante el verano y que ya acumulaban una gran salinidad que las hacía imposible de aprovechar.

Riegos de Levante precisamente tenía previsto para el próximo lunes una reunión con los técnicos de la Conselleria de Medio Ambiente para buscar una solución al decreto de la malvasía que impide la entrada y salida de agua del parque natural hasta el 31 de agosto, independientemente de que se generen brotes de botulismo y se alcancen altos niveles de salinidad que impiden que el agua sirva para riego. En esa reunión también se pondrá sobre la mesa este nuevo problema.

“El Hondo está inservible. Ahora mismo es una isla. No podemos regar ni meter agua porque no podemos utilizar el canal principal”, subraya Urbina, quien asegura que esto no pasa en la Albufera de Valencia.

Vía | diarioinformacion.com