Cultura teme que el Mirador afecte a la condición de patrimonio del Palmeral

La conselleria quiere evitar que siga los pasos del Valle del Elba alemán | Los trabajos sobre el plan especial continúan «sin precipitaciones».

El 9 de enero el pleno del Consell aprobó el decreto que prorrogaba por segunda vez la suspensión del Plan General de Elche, exclusivamente respecto a la ordenación de los suelos afectados por la Declaración del Palmeral como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Debe mantenerse hasta la entrada en vigor del Plan Especial de Protección del Palmeral, cuya tramitación está en marcha para que se apruebe antes de fin de año. El objetivo de la prórroga, que fue solicitada por el Ayuntamiento, era completar el procedimiento administrativo de aprobación del plan especial, preservar la situación actual y evitar actuaciones que pudieran resultar en el futuro incompatibles con los objetivos del mismo.

La visita ayer al Museo de Pusol de la consellera de Cultura, Trini Miró, supuso una excelente oportunidad para conocer la marcha de la tramitación. Miró remitió a la directora territorial, Concepción Sirvent, que formaba parte de la comitiva, y que explicó que el plan especial «está en estudio en la conselleria».

Cultura no se ha pronunciado todavía porque está pendiente la redacción del Estudio de Integración Paisajística que marca la nueva normativa, y que según Sirvent corresponde al Ayuntamiento. La directora territorial aseguró que «se está trabajando, y de hecho ya hay varios informes técnicos», pero se quiere contar con toda la documentación».
De hecho, Sirvent insistió en que «no nos vamos a precipitar porque es un tema delicado. No vaya a ser que el expediente sea incorrecto y entonces el Palmeral salga de la lista de Patrimonios de la Humanidad. Hay un estudio nuevo que incorporar como marca la ley», sostuvo.

La experiencia de Dresde (Alemania) está muy presente en la actuación de la administración autonómica. El pasado mes de junio el Comité del Patrimonio Mundial reunido en Sevilla decidió retirar el Valle del Elba de la lista de la Unesco por la construcción del puente Waldschlösschen, de cuatro carriles, en el corazón del paisaje cultural. En el 2007 lo mismo sucedió con el Santuario del Órix en Omán.

Del Estudio de Integración Paisajística, tras la revisión y aprobación de la conselleria si cumple con los requisitos exigidos, se derivará si hay que hacer algún tipo de ajuste al Plan Especial del Palmeral de Elche.

Régimen especial
La documentación que está actualmente en estudio por los técnicos contempla un régimen urbanístico especial para la parcela donde se ubicará en el futuro el mirador del Palmeral. Lo que sucede es que, como aseguró ayer la consellera de Cultura, oficialmente no conoce el proyecto ni las características de la Noria que el Ayuntamiento tiene previsto poner en marcha en el Paseo de la Estación.

En la conselleria no ocultan la preocupación existente con respecto al mirador, teniendo en cuenta que la Unesco está extremando los controles sobre los patrimonios universales. Lo sucedido con el Valle del Elba en Dresde es prueba de ello, y por tal motivo se trata de ir «sin precipitarse» como insistió Sirvent.

El alcalde Alejandro Soler ha apostado fuerte por el mirador, convencido de que no entra en contradicción con el Plan Especial del Palmeral al ir encima de una zona viaria. En la conselleria de Cultura prefieren hacerlo con muchas más prevenciones.

Vía | laverdad.es