AHSA recurre en alzada la aprobación del PAI Dolores y pide que se revise la declaración de impacto ambiental

Situación del PAI Dolores Golf

Situación aérea del PAI Dolores Golf

AHSA denuncia que se ha minusvalorado el impacto en El Hondo y los Carrizales, que no respetan las directrices del PAT de la Vega Baja y que se ha ignorado el voto negativo del Ministerio de Medio Ambiente.

Ante la publicación en el Boletín de la Provincia, el pasado 2 de febrero (curiosamente, día mundial de los humedales), de la aprobación definitiva por parte de la Consellería de Medio Ambiente y Urbanismo del PAI Dolores Golf, AHSA ha interpuesto ante dicha Consellería un recurso de alzada contra la aprobación de un plan urbanístico que reclasifica como urbanizables más de 1,6 millones de m2 del entorno inmediato del Parque Natural de El Hondo y de la zona húmeda catalogada de los Carrizales de Elche, afectando en el caso de los Carrizales a su perímetro de protección. El PAI contempla más de 2.500 viviendas y un campo de golf de casi 600.000 m2 sobre terrenos de alto riesgo de inundación que forman parte de un sector del espacio agroambiental de la huerta tradicional de la Vega Baja muy vinculado con El Hondo.

En el recurso denunciamos que la ejecución del PAI supondría un gravísimo y negativo impacto ambiental y paisajístico tanto sobre las zonas húmedas protegidas de su entorno (Parque Natural de El Hondo y Carrizales de Elche) como sobre los terrenos de huerta tradicional inundable directamente afectados, un impacto que no ha sido adecuadamente valorado en el proceso de evaluación de impacto ambiental del PAI, un proceso en el que claramente se ha minusvalorado ese impacto en beneficio de los intereses particulares económicos vinculados a la ejecución del PAI. Por ello hemos solicitado que en estimación de nuestro recurso la declaración de impacto ambiental se revise de modo que se modifique su carácter favorable por el de desfavorable, un carácter desfavorable que ha de conllevar la anulación de la aprobación definitiva.

Además el PAI afecta a terrenos muy alejados (2 km) del casco urbano de Dolores, situados en una posición claramente periférica junto al término de Elche, favoreciéndose un modelo de crecimiento “disperso” que la Consellería, lejos de frenar, como AHSA y otros colectivos de la Plataforma LA VEGA BAJA NO SE VENDE pedimos a la anterior Consellería de Territorio en las alegaciones que presentamos en 2005 al Plan de Acción Territorial (PAT) de la Vega Baja, finalmente favorece con esta aprobación. En nuestro recurso denunciamos que la aprobación definitiva del PAI contradice las directrices de ordenación del territorio propuestas por el PAT de la Vega Baja, que establecen para el espacio de la huerta tradicional (el ámbito en el que inserta el PAI), que las propuestas urbanísticas deben evitar la idea de ciudad dispersa (desarrollos de baja densidad y dispersos) a fin de proponer modelos concentrados que aseguren el mantenimiento de la actual huerta y producción agrícola y que minoren los riesgos de inundación.

Un tercer argumento de nuestro recurso hace referencia a que en la aprobación definitiva del PAI se hace constar el voto negativo del representante del Ministerio de Medio Ambiente en la Comisión Informativa de Urbanismo de 17 de marzo de 2008, voto fundamentado en el informe aportado de la Confederación Hidrográfica del Segura por el que se considera que no existen recursos hídricos suficientes para satisfacer la demandas hídricas del PAI. Ese voto negativo es vinculante a la hora de aprobar el PAI, por lo que su aprobación definitiva ha de considerarse nula.

Destacar, por último, que el Parque Natural de El Hondo, hasta ahora libre de la problemática inducida por la presión urbanística que tradicionalmente se localizaba en otros humedales litorales situados en primera línea de costa, podría empezar a sufrir esa presión como consecuencia de la aprobación de este PAI. El deterioro paisajístico, la mayor presión humana o la pérdida de hábitats que utilizan la avifauna ligada a El Hondo o a los Carrizales de Elche serían a partir de la aprobación del PAI algunos de los nuevos problemas de conservación de ambos humedales.

Imagen: Aparece a la derecha, delimitado por una línea de color rojo, el ámbito del PAI Dolores Golf, y a la izquierda, el ámbito (también delimitado por una línea de color rojo) ocupado por el actual casco urbano de Dolores, al que prácticamente triplica en extensión. Al norte del PAI se aprecia el Parque Natural de El Hondo y a la derecha del PAI y al sur de El Hondo se extiende la zona húmeda de Carrizales.